La ascensión de Corea del Norte al club de los países con capacidad nuclear a supuesto una escalada de tensión en Asia-Pacífico. Es posible que tanto Japón como Corea del Sur abandonen el tratado de no proliferación si Estados Unidos (EEUU) decide reducir su paraguas nuclear en la zona. China y Rusia tendrán un papel primordial en las negociaciones entre Corea del Norte y EEUU. Se prevé la apertura de fronteras en Corea del Norte y su crecimiento económico progresivo.

ANÁLISIS

Durante 2007 Corea de Norte ha llevado a cabo pruebas nucleares y lanzamientos de misiles de largo alcance con capacidad de portar cabezas nucleares. Este hecho le sitúa como país asiático con capacidad nuclear junto con Rusia, India y Pakistán.

Las relaciones entre Corea del Norte con China y Rusia se encuentran deterioradas, aunque estables, a pesar de que China haya apoyado las sanciones impuestas a Corea del Norte como consecuencia de sus últimas pruebas nucleares. Esta relación entre China y Corea del Norte es empleada por Estados Unidos como vía de comunicación indirecta dadas las tensiones entre ambos países.

Tras la finalización de la Segunda Guerra Mundial, EEUU, como potencia nuclear, asume proporcionar protección nuclear a Corea del Sur y Japón. En cambio, Corea del Norte, de línea comunista, tradicionalmente recibía el respaldo de China y Rusia. En enero de 2003, Corea del Norte decide abandonar el Tratado de no Proliferación Nuclear (TNP) y aumentar su inversión en desarrollo armamentístico nuclear. En los años 90 Rusia y China apoyan a Corea del Norte suministrando información transcendental relacionada con la construcción de instalaciones nucleares y formando a científicos norcoreanos en materia nuclear. Actualmente, ambos gobiernos públicamente se muestran contrarios al desarrollo nuclear de Corea del Norte. En el caso de Rusia, se ha mantenido al margen de la tensión causada por Corea del Norte en 2017.

El desarrollo nuclear de Corea del Norte supone un aumento de la amenaza en la zona de Asia-Pacífico, principalmente para países capitalistas alineados con Estados Unidos, como es el caso de Japón y Corea del Sur. Tras la Segunda Guerra Mundial, Japón y Corea del Sur firman el tratado de no proliferación de armas nucleares, por lo tanto, ambos países no cuentan, al menos oficialmente, con armamento nuclear. Dada la capacidad nuclear de Corea del Norte, el aislamiento en el que se encuentra y la deteriorada relación a nivel global, más concretamente con EEUU, se considera factible el escenario en el que EEUU aumente la capacidad nuclear en la zona. Si esto se produce, es posible que los gobiernos de Rusia y China se opongan a estas medidas adoptadas por EEUU y muy probablemente, ambos países traten de impedir ese aumento de presencia militar de EEUU en Asia-Pacífico o ceder a cambio de obtener ventajas en otros ámbitos como el económicos y comercial.

corea-del-norte-estados-unidos

Por otro lado, el presidente de los EEUU, Donald Trump, ha declarado en foros internacionales la voluntad de reducir su compromiso y el gasto en seguridad exterior. Además, los gobiernos de EEUU y China han firmado acuerdos comerciales de gran interés para ambos países. En consecuencia, un posible escenario pasa por la reducción militar de los EEUU en el océano Índico, disminuyendo la protección de EEUU hacia sus aliados en la zona. Este hecho podría derivar en el abandono del acuerdo de no proliferación de armas nucleares por parte de Japón y Corea del Sur (como ya han manifestado públicamente representantes políticos del gobierno nipón) e iniciar acciones para contar con capacidad nuclear.

Corea del Norte sufre un bloqueo comercial desde los años 50. Las sanciones impuestas el pasado mes de diciembre de 2017 por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidades mediante las cuales se reducen las importaciones de petróleo y sus derivados en un 90%. La imposibilidad de acceder a divisas extranjeras por medio de sus exportaciones y la reducción de los visados de los norcoreanos para trabajar en otros países ha derivado en la adopción de medidas orientadas a mejorar su economía, principalmente en el turismo.

Tras más de dos años sin dialogar y como consecuencia de los Juegos Olímpicos (JJOO) de Invierno (celebrados en PieonchangCorea del Sur-), el gobierno de Kim Jong-un reestableció las relaciones con Corea del Sur. Con la visita de Kim Yo-Jong (hermana de Kim Jong-un), Corea del Norte pretende mejorar las relaciones con su vecino surcoreano, como ocurrió entre los años 1999 y 2008, con el fin de aumentar el número de turistas surcoreanos y, en definitiva, mejorar la situación económica del país.

coreadelnorte-china

El 90% de las relaciones comerciales de Corea del Norte son con China, principalmente productos del mar, carbón y textil. Se estima que las exportaciones de Corea del Norte se redujeron en un 30% en el año 2017. A esto se une la precaria situación económica y el bloqueo comercial en el que actualmente se encuentra sumido. Esto, junto con la impunidad con la que Corea del Norte ha llevado a cabo su desarrollo nuclear y su actual sensación de seguridad, hace probable la adopción de una actitud aperturista con el fin de ampliar sus oportunidades comerciales y mejorar las condiciones de vida de la sociedad norcoreana.

CONCLUSIONES

Que Corea del Norte haya pasado a formar parte de las naciones con capacidad nuclear ha derivado en la importancia de considerar los siguientes aspectos.

El aumento o disminución de capacidad militar estadounidense. En caso de producirse un aumento puede derivar en fricciones en la zona, principalmente entre EEUU con Rusia y China. En caso de disminución de la presencia estadounidense es probable que naciones como Japón o Corea del Sur abandonen el Tratado de No Proliferación Nuclear e iniciar acciones para alcanzar su seguridad mediante el desarrollo de armamento nuclear. Se contempla como escenario posible la negociación de China, Rusia y Corea del Norte, como principales actores, con el gobierno estadounidense con el fin de alcanzar una situación de no beligerancia en la zona.

Dada la actual percepción de seguridad de Corea del Norte como consecuencia de haber alcanzado en estatus de potencia nuclear y, por otro lado, la precaria situación económica en la que se encuentra se prevé muy probablemente un aumento lento y gradual de apertura de fronteras por parte de Kim Jong-un. Estas se iniciaron con la participación de deportistas norcoreanos en los JJOO y la visita oficial de Kim Yo-jong a Corea del Sur.

Teniendo en cuenta la apertura de fronteras de Corea del Norte y el previsible contacto de norcoreanos con ciudadanos de otras naciones, se prevé un aumento del gasto social en beneficio de sus ciudadanos con el fin de reducir o paliar las carencias que hayan podido sufrir durante años pasados. Además, sería una manera de evitar futuras revueltas en oposición al régimen de Kim Jong-un por parte de la ciudadanía.

Se considera poco probable el inicio de un conflicto en la zona de Asia-Pacífico puesto que, dada la capacidad nuclear de los principales países involucrados, en caso de producirse supondría un fracaso diplomático a nivel mundial y una catástrofe para los países afectados directa e indirectamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Domingo Aguinaco Parejo .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios Domingo Aguinaco Parejo.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en el Aviso Legal.